Consejos para viajar en avión y ahorrar dinero

 

Viajar. Esa palabra que nos despierta tanto interés y hasta admiración. Viajar es una de las aficiones más importantes que puedes tener, y cuanto antes lo notes, pues, mucho mejor. Notarás cómo tu vida da un vuelco completo y comienzas a ver las cosas desde otro punto de vista.

Para viajar, obviamente, necesitas un medio de transporte. Actualmente, el más rápido es el avión. Y además, gracias a la globalización, la competitividad y el ahorro de costes, también es uno de los medios de transporte más baratos del mundo.

No obstante, siempre se puede ahorrar más. Aquí algunos consejos para lograrlo.

No siempre es mejor el vuelo directo

Si no tienes prisas por llegar a tu lugar de destino –lo que debería ser ideal si estás viajando por turismo-, nada es mejor que viajar haciendo escalas.

En ocasiones, la diferencia de costes entre un vuelo directo y un vuelo con escalas puede ser tan abismal, que te alcanzaría para pagar los boletos de retorno.

Por eso, siempre que vayas a viajar en avión, piensa bien hasta qué punto necesitas un vuelo directo, y hasta dónde puedes permitirte viajar en escalas, y además, aprovechar de conocer lugares o ciudades que ni siquiera tenías en los planes o itinerarios.

Usa las aplicaciones

Sí. Todavía hay mucha gente que prefiere ir y comprar los boletos en el aeropuerto, en la sede de las principales aerolíneas.

Pero en la actualidad, las aplicaciones de compra de boletos y reservaciones permiten optimizar todo este proceso. Incluso con aerolíneas regionales y aerolíneas de low cost.

Una cuestión que no sólo te permite ahorrar dinero por la compra del boleto en sí, sino también te permite escoger, combinar posibilidades, y por supuesto, ahorrar mucho tiempo, ya que no tienes que ir a ningún lugar a buscar tu boleto: todo lo gestionas desde internet, a través del ordenador de sobremesa o de tu móvil inteligente.

Anticipación

En la compra de boletos se ejecuta siempre lo de la oferta y la demanda. Mientras más cercana esté la fecha de tu viaje, más costosos encontrarás los boletos. En promedio. En cambio, si compras los boletos con mucha antelación, es bastante probable que los consigas muy por debajo del precio.

Sobre todo cuando es temporada alta, o cuando tomarás las vacaciones personales o familiares.

Todo esto, sin embargo, está determinado por el destino, la variedad de empresas y de vuelos, y también por la capacidad que tengas para reinventarte en cuanto a itinerarios, ahorros, y demás.